Baddha Konasana o postura de la mariposa

Paso 1

Siéntese con las piernas estiradas, levantando la pelvis sobre una manta. Exhala, dobla las rodillas, tira de los talones hacia la pelvis, deja caer las rodillas hacia los lados y junta las plantas de los pies.

Paso 2

Acerque los talones a la pelvis lo más cómodo que pueda. Con el primer y segundo dedo y con el pulgar, agarre el dedo gordo de cada pie. Mantenga siempre los bordes exteriores de los pies firmemente en el suelo. Si no es posible sujetar los dedos de los pies, junte cada mano alrededor del tobillo o la espinilla del mismo lado.

Paso 3

Siéntese de modo que el pubis y el coxis estén equidistantes del piso. Entonces, el perineo debe quedar más o menos en paralelo al suelo y la pelvis en una posición neutra. Firme el sacro y los omóplatos contra la espalda y alargue el torso frontal a través de la parte superior del esternón.

Paso 4

Nunca fuerce sus rodillas hacia abajo. En su lugar, suelte las cabezas de los huesos del muslo hacia el suelo. Cuando esta acción conduce, las rodillas siguen.

Paso 5

Permanezca en esta postura entre 1 y 5 minutos. Luego inhale, levante las rodillas del piso y extienda las piernas a su posición original.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *